sábado, 31 de octubre de 2009

Reflejos... para la Felicidad



Como siempre una breve definición, un reflejo es una reacción muscular involuntaria que responde a cierto tipo e estimulo. Son sensaciones o movimientos que producen respuestas musculares concretas. También hay que decir que los reflejos están ligados al desarrollo neurológico.
Algunos reflejos que son propios de la infancia se disipan a medida que el niño crece, otros permanecen a lo largo de la vida. El carácter de un reflejo infantil a destiempo en la edad, puede ser señal de que algo anda mal en el cerebro en el sistema nervioso central. Es mas los primeros movimientos del bebé son “reflejos”.
Los bebes se caracterizan por tener varios reflejos: Moro, succión, sobresalto, y marcha automática, como quien dice hacen movimientos de caminar cuando las plantas de los pies tocan una superficie dura.
Existen otros reflejos infantiles: El reflejo tónico del cuello, es el movimiento de la cabeza hacia un lado cuando el cuello está en posición de cara. El reflejo de presión: que aparece cuando el niño tiene en su mano, en la palma un dedo del acompañante o un objeto, inmediatamente su manito se cierra, y este reflejo en los bebés es mas arraigado, solo basta con poner el edo índice en u manito. El reflejo de búsqueda, es cuando se le toca la mejilla, seguidamente el niño busca hacia ese lado hace movimientos de succión, y voltea la cabeza, cree que llego la comida. El reflejo paracaídas, es notorio en pequeñines más grandecitos, si sostiene el pequeño posición erguida y se le hace rotar suavemente, un poco como si se estuviera cayendo, rápidamente extiende los bracitos como para interrumpir la caída y este reflejo sucede mucho antes de que empiece a caminar. El reflejo gateo que por cierto otro vez será que se hable de gateadores para la felicidad.
Los reflejos a continuación son los que perduran en la vida madura: Parpadeo, tos, nauseoso: viene de nauseas, es malucongo; estornudo, bostezo, hay que decir que se cree que las personas bostezan por hambre y no, es porque el cuerpo necesita oxígeno adicional.
Para los niños felices es de vital fundamental que se chequeen todos sus reflejos, pues su ausencia manifiesta puede o es un síntoma de alarma. Hay que tener en cuenta que el desarrollo motor de los niños avanza desde la cabeza hacia los pies, y conocer algunos parámetros universales de desarrollo adecuado como: Control de la cabeza: 3-4 meses, posición sentado, mas o menos entre 5 y 6 meses aunque hay los mas habilidosos que terminando el cuarto mes ya se empiezan a sentar; gatear entre los 8 y 10 meses merece un “Gateadores para la felicidad” es un tema con mucha tela que cortar; los solitos… que maravilla puede ser entre los 9 y 11 meses, sostenerse de pie solito, aquí viene la lluvia de dulces halago y celebraciones , caminar ayudado es relativo pero va desde los 10 meses hasta los 12, y caminar solito, descubrir el mundo también es relativo va desde los 10 meses hasta los 13, es el ritmo de cada uno, obviamente la estimulación adecuada con amor y mesura es importante. Corretear, entre los 18 y 22 meses.
Cuando llegan al segundo año, cuando son seductores, son como regaderas de picardía mezclada con ternura y una sobredosis de curiosidad, el control de las piernas es más riguroso, caminan hacia atrás, hacia los lados, como a los 2 años y medio su gran aventura las escaleras! Como a los 4 años y a los 5 son maestros de salto.
Los reflejos también tiene que ver con su motricidad fina, que tiene 2 etapas marcadas, la simple, solamente tocan, la prensión palmar es mas de investigación, curiosidad, alrededor de los 6 meses maneja los objetos golpeándolos contra superficies y entre sí, aquí hay que estar pilas los educadores de la felicidad, porque aun sus movimientos son bastante bruscos y pueden golpearse la carita con facilidad, por eso es importante que tengan juguetes o sonajeros adecuados en tamaño, forma y textura. Mas adelante entregan objetos y por ahí a los 2 años el niño una destreza creciente en el control de sus manos siendo capaz de girar el pomo de la puerta, abrir un bote, lavarse y secarse las manos (2 años), ayudar a poner la mesa, imitar la construcción de un puente (3 años), abrocharse (4 años), atarse los cordones de los zapatos (5 años). Igualmente hay un gran avance en el terreno de la motricidad fina que se ejemplariza en el uso que hace de crayolas, colores, plastilina.
Existen infinidad de rimas, canciones, cuentos, que ayudan a ejercitar, a estimular al pequeño para que supere adecuadamente los reflejos que deben quedar atrás; como siempre es esencial el contacto con el pediatra, de igual manera los criterios de cuidado y estimulación deben ser unificados entre aquellas personas que pasan la mayor parte del tiempo con el pequeño, pues de lo contrarío va a tener muchas descoordinaciones, pues la abuelita le da miedo que gatee, en el jardín lo dejan gatear, y en su casa de pronto no hay el espacio ni las condiciones entonces ¿¿?¿?¿
Hay reflejos condicionados o enseñados, por ejemplo que rico enseñarle a sonreír siempre, inventarle rimas: Los bebé comen, duermen y se sonríen. O hay un niñito muy lindo y ese eres tu, también que mande besitos voladores al papito y a la mamita, preguntarle ¿cómo amaneció el bebé mas lindo? Y que conteste con una sonrisa acompañada siempre de la palabra feliz!!

Con Caricias Calientitas

Un vídeo para que disfruten pero no para imitar.. sería una Exageración

1 comentario:

  1. Me encanta mirarlo y re mirarlo!! es muy bueno.. que ¡reflejos!

    ResponderEliminar